Llámanos: 974 22 45 66 o 24h: 653 96 96 56 siguenos en facebook
Calle Coso Bajo, 87, 22001 Huesca - ver mapa

 

Opiniones de los usuarios que han pasado por nuestra residencia

Post Mensaje
 

Imagen Captcha


Nieves Prieto: Si trabajas en lo que te gusta, nunca tendrás que trabajar

Los estudiantes nos pasamos toda una vida intentando elegir que es lo que mejor se nos da, qué vamos a hacer en un futuro, pero a veces olvidamos que no es sólo lo que se nos da bien o mal, sino aquello que nos hace estar felices. 

Cada vez son más las personas que estudian fuera de casa y que tienen que dejar su hogar,su familia, sus amigos, sus novios durante un tiempo. Nosotros nos preocupamos sobre cómo vamos a encajar en el nuevo lugar ,pero nuestros padres se preocupan de cómo nos van a cuidar, qué vamos a comer , las compañías con las que vamos a ir...

Al principio es muy difícil,es un cambio muy grande, lleno entero de cosas inesperadas. Sentimos a la vez muchas cosas: miedo, tristeza, adrenalina, independencia.

¿Pero y a la hora de elegir dónde vamos a vivir? No vale cualquier sitio, no es como equivocarte de dirección o de teléfono, es mucho más que eso. Pensamos y pensamos y decimos ¿piso porque es mas independiente?¿ residencia para que tenga las cosas hechas? PERO ¿ Y si lo integramos todo?

Eso es lo que ofrece la residencia Santo Domingo. Tanto la independencia que te da estar en un piso como la alegría de llegar cansado y tener la mesa puesta o la ropa lavada. Pero no sólo eso,sino que el ambiente es como si fuera tu familia. He tenido el lujo de pertenecer a esta resi durante un tiempo, y os aseguro que hay cosas y personas que jamás voy a olvidar.

Desde por la mañana se empieza a trabajar y cuando tu vas a clase, ellos ya están en marcha para tenerlo todo perfecto. Llegas, y la comida recién puesta y caliente y además el ambiente entre estudiantes es como una gran familia, porque todos tienen más o menos la misma edad y te integran súper bien. Da igual que seas más o menos callado, más serio, más alegre... Formas parte de una gran familia. Tanto ha sido así que incluso se consigue que los cumples sean especiales, que haya un pequeño amigo invisible en Navidad , que nos divirtamos pero siempre priorizando que estamos allí para estudiar. Ni un ruido, ni una molestia, es un ambiente súper agradable para hacer cualquier cosa. Cuando hay que estudiar se estudia y cuando es momento de divertirse , todos juntos lo pasamos genial. Y lo más importante es que al llevar todos el mismo ritmo, nos animamos unos a otros. 

Tiene la ventaja de que no es una gran residencia de 200 personas donde acabas solamente conociendo a unos pocos y harto del ruido, las fiestas, los botellones... 

Yo creo que lo que me enamoró fue precisamente que aunque éramos poquitos,nos queríamos como hermanos y nos ayudábamos en lo que fuera.Las comidas y las cenas al principio son como una pequeña toma de contacto y acaban siendo el momento que estás esperando todo el día mientras estudias, para relajarte un poco y seguir con fuerza con los exámenes.

Es ideal para cualquier carrera, yo estudio medicina y acababa agotada de estudiar, sin fuerzas y allí me daban el empujoncito que necesitaba, para al día siguiente levantarme con fuerza y una sonrisa.

Además las personas que trabajan allí son adorables, y acabas cogiendo un montón de confianza y se convierten casi casi como en tus segundos padres. Las habitaciones son geniales , la comida una pasada y el trato inmejorable. 

Obviamente no todo puede ser bueno, todo en la vida tiene doble cara. Pero es tanto lo bueno que me ha dado estar allí que lo malo es tan insignificante que tendría que pensar durante varios minutos y aún así no encontraría mas que dos o tres cosas que no es tanto que sean malas, sino que se podrían mejorar.

Por todo esto que estoy escribiendo, os animo a que probéis la resi porque de verdad que los momentos que me ha dado y la gente que me llevo es comparable a la sensación que produce el escuchar tu canción favorita, ver a uno amigo de hace tiempo... Es algo especial que mucha debería vivir en su etapa como estudiante.

Así que, ánimo chicos que estudiar es importante y cada día más y la mejor manera de hacerlo ameno es en buena compañía y sintiéndote feliz.

No tengo palabras para agradecer lo mucho que he vivido allí y que sigo viviendo cuando voy de visita. 

Mi consejo es que la vida es como un camino donde debemos tomar muchas decisiones y a veces las que más pequeñas nos parecen son las más importantes. La resi es un lugar que te ayuda a avanzar en ese camino , así que os animo a todos a vivir la experiencia que os digo que merece la pena.

Yo entré a estudiar llorando del miedo que me daba y salí llorando de la pena que tenía.

 

Estudiar mucho chicos pero también divertiros! Y si es en esta resi os digo que merece la pena y que repetiría la carrera sólo por volver a vivir muchos de los momentos que he pasado allí.

laughing laughing laughing


Martes, 14 Febrero 2017
Alberto Gutiérrez: Residencia Santo Domingo

Estudié en Huesca desde 2012-2016 y he estado en la residencia 4 años, concretamente en uno de los pisos. Sinceramente no se puede decir nada malo.

Mariví ha sido siempre encantadora con nosotros y nos ha ayudado en todo lo que hemos necesitado 24h. El trato es muy cercano y familiar.

La comida muy buena y variada, la casa siempre estuvo limpia, no hubo problemas de lavadoras, planchas etc... Personalmente recomendaría alojarme en esta residencia porque estuve francamente agusto los 4 años.

Un saludo y muchas gracias por todo! smile


Jueves, 09 Febrero 2017
Marivi: Bienvenidos

Martes, 20 Diciembre 2016
José Luis: Habitaciones

Las habitaciones muy sencillas, sin grandes lujos pero con lo necesario para una corta estancia. Todo MUY limpio y la comida impresionante. Volveré


Domingo, 02 Octubre 2016
Powered by Phoca Guestbook